Rehabilitaciones complejas

En ocasiones nos encontramos con pacientes en los cuales para llevar a cabo el tratamiento son necesarias técnicas complejas y la combinación de varias disciplinas de la odontología. Por lo general son pacientes a los que les faltan dientes, éstos están mal posicionados o muy deteriorados. Cuando esto sucede es necesaria la planificación a largo plazo ya que los tratamientos se realizarán en varias fases.

Caso 1

Este es un caso de paciente de 33 años que sufrió una caída y como consecuencia se fracturó uno de sus incisivos centrales, se luxó el otro y sufrió una fractura en el hueso a ese nivel. Estos casos de traumatismos, como en otras zonas del cuerpo, requieren una reducción de la fractura y la ferulización para estabilizarla. Con respecto a los dientes sólo pudimos mantener uno de ellos,que tuvo que ser endodonciado, el diente fracturado se extrajo y se sustituyó por un implante.

Caso 2

En esta caso nuestro paciente presentaba ausencia de dientes y mucho desgaste en los que mantenía. Para poder llegar a un resultado satisfactorio,combinaremos procedimientos de endodoncia, implantes y prótesis fija. El tratamiento se divide en varias fases ya que debemos permitir que el paciente se acostumbre a la forma de sus nuevos dientes antes de rehabilitarlo de manera definitiva. Para ello utilizamos provisionales durante unos 6 meses de manera que consigamos poco a poco ese objetivo; solamente cuando el paciente se encuentra cómodo realizamos las restauraciones definitivas con cerámica.